Tipos de entrevista.-


El cómo clasificar  o agrupar las entrevistas no es una tarea fácil, ya que son muchas las variables que pueden ser tenidas en cuenta para agrupar los diferentes tipos de entrevistas. Sin embargo, en el cuadro siguiente presentamos las clasificaciones más comunes encontradas en la literatura especializada:

                                  

A continuación desarrollamos brevemente cada uno de los diferentes tipos de entrevista que mostramos en el cuadro anterior, considerando los autores antes citados:

1.        Según sus fines:

a)       Entrevista informativa:

Mediante este tipo de entrevista se obtiene información de aspectos personales, escolares, familiares, …etc. del sujeto, bien porque se traten datos que sólo se puedan conseguir por este método o por completar o contrastar datos obtenidos a través de otros medios.

Esta modalidad de entrevista también puede ser utilizada para ofrecer información de temas relevantes para el sujeto, como pueden ser los referidos a ámbitos personales, escolares o profesionales.

b)       Diagnóstica:

Desde esta perspectiva, la entrevista se utiliza casi siempre como técnica auxiliar, con un objetivo de completar y contrastar datos obtenidos previamente por medio de otras técnicas.

c)       Terapéutica:

Este tipo de entrevistas pretenden producir cambios en la situación del sujeto cuando se encuentra con dificultades personales e inadaptaciones sin demasiada gravedad.

d)       Orientadora:

Este modelo de entrevistas es el más utilizado por el orientador, y en muchos casos ha sido realizada por los maestros de manera informal y asistemática.

Los fines de la entrevista orientadora según Lázaro y Asensi (1987, 292) son los siguientes:

2.        Según su estructura:

a)       Estructuradas:

Las entrevistas estructuradas están cuidadosamente preparadas, en ellas, las preguntas y las respuestas están prefijadas, es decir, el entrevistador formula las cuestiones tal cual están escritas y el entrevistado tiene que contestarlas según las opciones o alternativas de respuesta; la secuencia y la redacción de las preguntas es prefijada y deja poca libertad al entrevistador para introducir modificaciones; poseen valor psicométrico puesto que permiten comparación de respuestas entre situaciones e individuos. Este tipo de entrevistas tiene como inconveniente la imposibilidad de profundizar en los temas.

b)       Semiestructuradas:

Las entrevistas guiada o semiestructuradas deben comenzar con un análisis previo a través del cual se seleccionan núcleos de contenidos de los cuales se quiere obtener información. El orden de las preguntas no está establecido, pero si se debe tener la precaución de trabajar todos los núcleos de contenidos. El entrevistador puede dar y/o recabar más información por lo  que el margen para que aparezcan matices y/o aspectos no planificados es mayor.

c)       Libre, informal o no estructurada:

Para la entrevista informal o no estructurada normalmente no se sigue un esquema previo. El contenido, el orden y la formulación dependen del orientador. Este tipo de entrevista exige un alto nivel de calidad del entrevistador. Su uso es recomendable en la recogida de información exploratoria.

3. Según los destinatarios:

        

         Las entrevistas también pueden ser clasificadas en función de los destinatarios, esta opción es muy importante, dado que las estrategias de comunicación a utilizar son diferentes.

a) Entrevistas con los padres:

Este medio constituye un de las mejores herramientas de las que se dispone para el intercambio de información entre padres y tutores u orientadores sobre el proceso educativo del alumno.

Se establece una relación directa con los padres, para poder interpretar  más adecuadamente el progreso del alumno. La relación que se establezca entre la escuela y la familia dependerá de la calidad de la entrevistas, la cual está determinada en buena parte por la personalidad del orientador y por su destreza en el arte de mantener una entrevista.

-  Conocerse y comprenderse mutuamente.

-  Intercambiar informaciones sobre el sujeto.

-  Desarrollar conjuntamente un plan de actuación educativa.

-  Orientarles en la educación de sus hijos.

Lázaro y Asensi (1987, 297). 

b) Entrevistas con los alumnos:

Haremos una distinción entre entrevistas con niños y las entrevistas realizadas a adolescentes y/o adultos. La entrevista con niños incluye los alumnos hasta los 11 años, edad cronológica en que normalmente el sujeto adquiere el pensamiento formal, este tipo de entrevista requiere, por tanto, habilidades específicas así como conocimiento de las etapas evolutivas. Si bien pueden utilizarse las mismas estrategias que en la entrevista con adultos, resulta muy importante el uso que de las mismas se realice.

               

Para las entrevistas con adolescentes, será necesario que el entrevistador conozca  perfectamente las características generales de ésta etapa tan conflictiva, si su pretensión es producir modificaciones en sus percepciones.

               

4.     Según la libertad del sujeto:

 

a)       No directiva:

La iniciativa y los pasos a seguir en el proceso, irán en función de la problemática del alumno y de su posible evolución.

La función del orientador en este tipo de entrevistas no es tanto resolver un problema concreto, como ayudar al individuo a crecer y madurar, y que de ésta manera pueda encontrar solución a sus conflictos y dificultades.

En el desarrollo de este tipo de entrevistas la responsabilidad recae más en el entrevistado que en el orientador.

b)       Directiva:

En la entrevista directiva la intervención orientadora y el proceso de consejo son responsabilidad del orientador.

Algunas de las características referidas al papel del orientador en la entrevista directiva son:

c)       Semidirectiva:

Este modelo tiene como principal característica la libertad del orientador para elegir y utilizar diferentes planteamientos y técnicas. Por tanto, la competencia del orientador estará en función de las distintas problemáticas y técnicas utilizadas.

Para desarrollar la acción orientadora enmarcada en el modelo semidirectivo, se pueden utilizar indistintamente procedimientos directivos y no directivos. Metodológicamente, suelen ser las más utilizadas en los procesos de desarrollo de la acción orientadora.


Proceso de la Entrevista según la Directividad (Serranos García y Olivas Bravo, 1989).

Referencias:

Ø       Bermejo, B. (1997): Apuntes de clase de la asignatura “Orientación Escolar y Profesional I” de la titulación de Pedagogía de la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad de Sevilla.

Ø       Cabrera, F.A. y Espin, J.V. (1986): Medición y evaluación educativa. Barcelona: P.P.U.

Ø       CEC (1979): La encuesta (la entrevista). En Evaluación y proceso didáctico. Madrid: CEVE.

Ø       Lázaro, A. y Asensi, J. (1987): La entrevista. En Manual de orientación escolar y tutoría. Madrid: Narcea.

Ø       Serranos García, G. Y Olivas Bravo, A. (1989): Acción Tutorial en Grupo. Madrid: Escuela Española.